Acerca de

Hablemos claro, yo no soy un artista, el don del arte en cualquiera de sus variedades no fue adherido durante mi procreación, lo que si soy es increíblemente inquieto y es esta inquietud la que me ha obligado – prácticamente lanzado – a navegar en áreas y temas de conocimiento en los cuales yo no tengo ni las mas encabronada idea de lo que son.

Soy ingeniero de profesión y muy poco intelectual de nacimiento, pero siempre disfruto de lo nuevo y valoro lo viejo, soy un rebelde aunque aun no defino mi causa, pero fue mucho mas que una pizca de rebeldía lo que me añadieron – alguien debió seguir la receta correctamente – y como un gran complemento, mi terquedad desesperante.

Soy de una bella ciudad del sur de Guanajuato llamada Uriangato, por lo que crecí con gran amor a la historia y tradiciones de mi bello estado, en donde «la vida no vale nada«.

El origen de este espacio virtual es ayudarme a drenar mi mente y relajar mis ideas, escribir me ayuda a dejar de pensar en el ambiente exterior – tampoco soy escritor – de este modo puedo tener acceso a mis ideas, en la mayoría de los casos suenan mas locas y poco objetivas cuando las leo de nuevo.

Disfruta al leerme y mucha suerte en apagar los prejuicios – sabemos que no escribiré sobre la cura de enfermedades – y relaja mucho tu mente.

Atentamente, Gerardo López.